11:56h. Jueves, 14 de noviembre de 2019

Margot Llobera, lista para su próximo gran reto: el 1000 Dunas Raid

-

No hay descanso. La llamada del desierto no cesa y, una vez más, Margot está preparada. La última cita del año antes del Dakar está servida, el 1000 Dunas Raid está a punto de comenzar.
 
Ésta es una de las citas más especiales del calendario de Llobera. Organizada por Miguel Puertas, con el que vivió el Dakar 2018 como personal de prensa para Andorra integrada en su equipo, el HIMOINSA Team, este entrenamiento de alto nivel es uno de los puntos clave de Margot de cara a su participación en el Dakar 2020.
 
La prueba, enfocada como una aventura de superación más que como una carrera, llevará a los pilotos a sus límites a lo largo de los 7 días de travesía, en los que habrá una clave crucial que define este evento: la navegación, con casi 3000km de roadbooks muy complejos y extremos. Miguel y su equipo han preparado jornadas muy intensas cargadas de kilómetros para todos los riders, sin asistencias mecánica y donde cada uno de ellos tendrá que reparar su propia moto al finalizar cada jornada. Tampoco habrá hoteles ni comodidades, puesto que la caravana se detendrá cada día en un bivouac en medio del desierto, un espíritu de aventura que no deja a nadie indiferente y que preparará a los participantes para cualquier adversidad en el desierto.
 
Además, para dotar de mayor dificultad a la prueba, los pilotos se encontrarán con etapas por equipos donde sólo uno de ellos navegará, una etapa con navegación nocturna para habituarse a rodar con las máximas dificultades e infinitas trampas de navegación para determinar quién es el rider que mejor navega.
 
Margot es buena conocedora de este gran desafío tras su primer puesto en féminas del año pasado, título que tratará de revalidar enfrentándose además a otros 42 pilotos en la clasificación general.
 
Dividido en 7 etapas, el 1000 Dunas Raid arrancará la jornada del sábado 19 con las Verificaciones Administrativas y Técnicas en Granada, con un recorrido que llevará a los pilotos hasta Zagora y con la meta situada de vuelta en Granada el día 26.
 
Margot Llobera: "Estoy encantada de volver a participar en esta prueba, es un entrenamiento brutal en el que te metes de lleno en dificultades si cabe mayores de las que encontraré en el Dakar. Miguel Puertas siempre está muy pendiente de mi evolución y estos días vamos a valorar dónde estoy en lo físico y en lo mental, llego muy confiada y creo que en mi mejor momento deportivo.
 
Recuerdo la edición pasada con mucha ilusión, me impuse entre las chicas y fue una gran satisfacción. Además pasé por días muy malos, que me exigieron al máximo, pero logré sobreponerme y llegué a la meta habiendo completado todo el recorrido.
 
Este año repito en la categoría Élite Raider donde recorreré el máximo de kilómetros que propone la organización, y he mejorado muchísimo en mi navegación y en la mecánica de la moto, así que llego muy confiada. Para mí es un entrenamiento de lujo de la mano del equipo que puso a Farrés en el pódium, así que estoy muy contenta de estar aquí de nuevo.
 
Según nos han adelantado, será realmente complicado y en algunos casos nos van a forzar a cometer errores, por lo que me espero cualquier cosa en carrera, que es en realidad para lo que tenemos que prepararnos de cara al Dakar. En este sentido seguimos trabajando muy intensamente para lograr la financiación necesaria, por desgracia a día de hoy todavía no tenemos cerrado todo el presupuesto y espero que esta prueba sirva para animar a los pocos patrocinadores que me faltan a sumarse a mi proyecto. ¡Allá vamos!"